Ayer había futbol y precisamente jugaba la selección mexicana, no se contra quien pero de que jugaba la selección estoy bien seguro, por que, pues fácil, tenía pinchemil Perros Bermudez relatándome el partido en mi timeline de Twitter y una loquita que decía se quitaría la blusa si no metían a chicharito a la cancha, no tengo idea de quien sea, pero a por lo que ella dijo, es bueno jugando y de hecho es mejor que el bofo, no, tampoco tengo idea de quien sea el bofo.
La verdad es que no me gusta el futbol para nadita ni jugar ni ver ni nada, de hecho hasta le hice hashtag para twitter #OdioelFut, bueno posiblemente no lo hice yo, pero si lo uso continuamente, y siempre menciono que si alguien me oye o ve hablando de fut es por que no soy yo, o sea digamos que hasta ahora es casi imposible que yo lo haga, como dije ayer hubo partido, además de eso, se acerca el mundial que es una cosa completamente inevitable de esquivar, toda marca de lo que sea lo publicita y existen objetos coleccionables, promociones para irse a Sudáfrica, Shakira y David Bisbal cantando al mundial, televisión, internet, etc., ahorita el objetivo es atacarte con fut por donde sea.

Corte a... su mercadotecnia si funcionó, me hicieron pensar en fut realmente y que fue lo que pensé, pues básicamente sobre mi historial con el fut, que realmente no es como que de lo peor, pero tampoco es el mejor, veamos, escarbaré un poco en el pasado.
Cuando estaba en la primaria que obviamente es cuando comienzas a adquirir gustos por deportes y aficiones, mas concienzudamente digo, por que en sí adquieres gustos desde que naces, pero para éstas épocas ya sabes un poquito mejor de que va la cosa, bueno cuando entré a primaria y mas bien como en segundo o tercer grado jugaba como cualquier niño normal que si guerra, que peleas, carreritas, fut, si fut, como dije como cualquier niño hacía lo que la borregada hacía y cuando tocaba la clase de deportes hacía lo que el profesor decía, digamos que jugué todos los deportes que ahí se practicaban, desde atletismo, pasando por basket, voley y fut, mención aparte era bueno en eso de la corredera, realmente nunca fui muy bueno en todos los demás deportes y tampoco me entusiasmaban mucho, a decir verdad el que menos me entusiasmaba era el fut, pero aún así me gustaba jugar cuando se podía, si si, me gustaba cansarme, sudar y seguir un balón sin sentido pero por un rato digamos 15 o 20 minutos, como dije no era mi favorito.

Alguna vez un tío político me llevó junto con sus tres hijos o sea mis tres primos al estadio 3 de marzo, si allá en Guadalajara, si el estadio de los Tecos creo, y vimos un partido entre Atlas vs Puebla creo y grité porras y mentadas de madre al arbitro y así (ok lo de las mentadas no por que estaba yo muy chavo aún) y me emocioné, una cosa divertida, familiar y muy pero muy pambolera, la neta si me gustó. Nunca lo volví a repetir pero digamos que mal sabor de boca no me dejó, entonces obviamente volvería a ir con todo gusto.

Entonces por que no me gusta y hasta cierto punto odio el fut, simple, en mis épocas de primaria como ya les conté jugué futbol y no una ni dos veces, muchas de hecho, pero de esas, una y sólo una vez y por única ocasión, anoté un gol, pero no era sólo un gol para mi, era el mejor, el mas chingón que se haya visto en la historia (ok lo cuento con la emoción de niño), pero anoté ese gol, y fue un GOOOOOOOOOOOOOL!!!... peeeero, lástima margarito, el destino se empeñó en que mi único gol jamás fuera conocido por el mundo, nunca supe ni como ni por que, pero anularon mi gol, era el del desempate, el que haría ganar a mi equipo y lo anularon, ese gol no valió ni para mi, ni para el equipo, ni para nadie, entonces se convirtió en un GOOOOOOOOOOOOOL!!! 

Desde ahí me decidí a no relacionarme mas con el futbol, ni jugar ni ver, ni divertirme, digo o fue la frustración infantil o realmente tomé la decisión, no se que fue, pero de que no me gusta ya el fut, no me gusta, aborrezco  verlo o escucharlo, no me divierte ni tantito jugarlo, y se me hace estúpido que 11 tipos buenísimos vayan como estúpidos detrás de un balón y la afición, bueno cuento aparte.

He ahí mi historia amorosa con el futbol.

(4) Comments

  1. Jon On 14 de mayo de 2010, 22:55

    Me cago en el futbol y pobres de los estupidos marranos, borrachos y atitesis del deporte que viendo el partido en la tv se ponen como locos cuando anotan un gol y que en su vida han practicado ni un pinche deporte.

    Me vomito en el futbol y en las televisoras en las que sus programas deportivos se basan en su 90% en ese deporte.

    Me da asco el futbol y las autoridades que no le meten dinero a otros atletas y deportistas por que no son tan "comerciales", por que pareciera que no existe en México otra cosa mas que futbol.

     
    Beckiee On 15 de mayo de 2010, 20:49

    JJajajajajajajaj 11 jugadores buenisimos jajajajajaja te mamaste :P NUNCA LO VI DE ESA MANERA, LO JURO.

    Bueno, yo no soy así como que super apasionada del futbol, pero si me gusta, hasta voy a un bar a ver los clásicos cada que hay uno (clásico Mty-Tigres, jamas america-chivas ewwww!) De hecho, alguna vez tuve una pelea con mi novia, el primer clásico de nuestra relación porque a ella no le gustaba el futbol (ahora hasta grita y le va a mi equipo<3) e incluso el ultimo clásico se murió un amigo muy querido ese día y aun así fui a ver el partido y salí borracha y llorando pero esa es otra historia, el punto es que un clásico no me lo pierdo POR NADA!

     
    Rodrigo Estrada On 17 de mayo de 2010, 20:17

    Yo lo odio (al futbol) jejeje.

     
    Ms Dan Flowers On 26 de mayo de 2010, 12:44

    Yo amo el futbol u_u